Colaboramos con RaudoVan en un transporte urgente a los refugiados de Lesvos.

Publicado Por Movertis el febrero 15, 2017
  • Inicio
  • Transporte
  • Colaboramos con RaudoVan en un transporte urgente a los refugiados de Lesvos.

Hay cuestiones que no entienden de economía. Ni de negocios, escalabilidad, finanzas, marketing o ventas. Esas cuestiones son las que se refieren a la ayuda humanitaria. La empresa de transportes RaudoVan lo sabe muy bien. Ha culminado un gran proyecto de auxilio a los refugiados de Lesvos. Y desde Movertis hemos tenido el privilegio de colaborar.

1. Una idea que cambiará vidas

Una de las noticias más nefastas que hemos escuchado en esta entrada de año es el drama de los refugiados. Miles de personas se han visto obligadas a abandonar su hogar i vagar buscando refugio para salvar sus vidas. La ola de frío que se ha vivido en toda Europa ha acentuado el problema convirtiéndolo en tragedia.

Ante esta situación, la empresa barcelonesa RaudoVan ha querido aportar su grano de arena. Entendió que la mejor manera de ayudar era ofreciendo su experiencia en el transporte. Así que inició una campaña para recoger productos de primera necesidad.

La entrega se haría en Lesvos. La isla griega es una de las más damnificadas por la tragedia. El recorrido era largo, alrededor de 2.500 kilómetros. Pero el fin lo justificaba. Muchas familias podrían superar el largo invierno gracias a su ayuda.

2. La humanidad nunca pasa de moda

lesvosLlenar una furgoneta con productos de primera necesidad no es una tarea sencilla. Los refugiados de Lesvos necesitaban zapatos, guantes, ropa interior, sacos de dormir, tiendas de campaña… Elementos básicos para su supervivencia. Para ello se convocó a la gente para que contribuyera dentro de sus posibilidades al proyecto.

La gente no defraudó, todo lo contrario. Se situaron puntos de recogida en Sarrià, Vallvidrera y Cornellà. Y los vecinos de estas localidades se volcaron. En muy pocos días se logró obtener una gran cantidad de productos.

La gente demostró una vez más su gran humanidad. Personas que en muchos casos pasan por dificultades económicas han hecho un esfuerzo para ayudar a los que están peor que ellos. Sin hacer caso a la crisis, al desempleo o a los contratos precarios. La humanidad siempre va por delante.

3. Una furgoneta repleta de esperanza

lesvosUna vez logrado el éxito de llenar la furgoneta, había que llevarla hasta su destino. Así que los compañeros de RaudoVan no dudaron en ponerse al volante. El viaje se planificó al detalle. Las rutas, las paradas, los descansos. Nada se dejó al azar.

Saliendo de Barcelona, la primera frontera con la que se encontraría es la francesa. La furgoneta recorrió toda la costa sur de Francia hasta llegar a Italia. Entrando por el Norte, cruzaron el país practicamente de punta a punta. Posteriormente la furgoneta embarcó hasta Grecia. Era el último paso para llegar a la isla de Lesvos.

El viaje duró 3 días. Se recorrieron alrededor de 2.500 kilómetros. Pero todo esfuerzo valió mucho la pena. El viaje fue un éxito y se pudo entregar todo el material transportado. Las famílias de Lesvos pudieron mejorar su precaria situación. Y lo que es más importante: se dieron cuenta que no están tan solos, que en la otra punta de continente hay quienes se preocupan por ellos.

4. Nuestra aportación al proyecto de ayuda humanitaria a Lesvos

lesvosDesde Movertis no somos ajenos a los problemas que asolan el mundo. Estamos concienciados con el dolor de los demás, estén donde estén. La intención de aportar nuestra ayuda a causas solidarias viene de lejos.

Cuando tuvimos constancia del proyecto que RaudoVan tenía entre manos vimos que era la oportunidad perfecta para ayudar. En un viaje de esa magnitud resulta indispensable hacer un seguimiento al vehículo. Nuestras soluciones de seguimiento por GPS han logrado que la furgoneta esté localizable en todo momento.

Además esta característica ha provocado que mucha más gente se haya involucrado en el proyecto. Desde un enlace público todo aquel que quisiera podía ver en tiempo real donde se encontraba la furgoneta.

El viaje resultó ser un éxito. La furgoneta llegó a Lesvos en el tiempo previsto. No hubo ningún incidente en ningún punto del recorrido. La alianza entre RaudoVan y Movertis, y la ayuda desinteresada de una gran cantidad de voluntarios, logró su gran objetivo. Muchas personas de la lejana isla de Lesvos pueden dar fe de ello.

Optimiza tu empresa de transporte en 10 pasos

Entradas relacionadas

¿Cada cuánto tiempo debes pasar la ITV de tu vehículo de mercancías?

Decálogo para conducir camiones de manera eficiente

Transporte intermodal: qué es y en qué se diferencia del multimodal

New call-to-action