Las nuevas tendencias, la innovación emergente y las tecnologías de la cadena de frío continúan dando forma al sector de la refrigeración y el transporte frigorífico.

Hace solo un año, los procesos de la logística fueron impactados a causa de la Covid-19, y las tendencias del transporte en frío cambiaron rápidamente, agregando complejidad y oportunidades de crecimiento dentro de esta industria.  

La pandemia mundial puso a prueba y agregó presión sobre las cadenas de suministro, creando incertidumbre y poco tiempo para reaccionar ante las condiciones tan cambiantes. Ahora es el momento de adaptarse, pivotar nuevas estrategias y encontrar soluciones.

¿Cuáles fueron las tendencias que se aceleraron como resultado de la pandemia?

La demanda de subcontratación de la cadena de frío, transporte refrigerado, almacenamiento y otras áreas se amplificaron después de las restricciones a causa de la pandemia. Si bien la hostelería sufrió, la demanda acelerada de alimentos envasados impulsada por el cambio al entorno minorista de los alimentos se aceleró.

Este cambio también afectó al proceso de planificación para garantizar que los retrasos en la cadena de suministro pudieran ser absorbidos por una mayor demanda de almacenamiento en la cadena de frío y tiempos de permanencia más prolongados para los ciclos de la fuente de estantería.

Con la llegada de nuevas regulaciones de inspección de alimentos del extrangero, la congestión en los puertos y la escasez de contenedores refrigerados. La inversión en este sector se encuentra en la cima de los principales rankings de oportunidades de inversión para los próximos años.

Nuevas necesidades del mercado y servicios más demandados

1. Las tendencias en salud están empujando a más a una mayor demanda de alimentos frescos.

La mayoría de los datos apuntan a que los consumidores exigen opciones de dietas frescas en el futuro, lo que dependerá de la capacidad de la cadena de frío. 

2. La tecnología juega un papel más importante en el transporte en frío.

La necesidad de rastrear y monitorear las condiciones ambientales de la carga será indispensable, ya que los procesos de inspección se simplificarán a medida que aumente el rigor del cumplimiento.

  • Control de datos riguroso: cuando las empresas y organizaciones envían productos que requieren almacenamiento en frío, necesitan saber dónde están sus envíos en todo momento y cómo se gestionan. Actualmente están surgiendo soluciones que permiten una cadena de custodia completa y brindan transparencia y trazabilidad.  
  • Nuevas soluciones de embalaje: para evitar que el personal no capacitado dañe los productos sensibles a la temperatura y gestionar otros riesgos presentes durante el transporte, las empresas utilizarán soluciones de embalaje personalizadas.
  • Unidades de refrigeración alimentadas por energía solar: los camiones refrigerados ayudan a mantener segura la cadena de frío, pero pueden ser dañinos para nuestro medio ambiente, liberando emisiones de diesel dañinas y causando contaminación. Las empresas de transporte en frío buscarán formas de reducir sus emisiones, recortar el mantenimiento y los costos y ahorrar energía, comenzando con unidades de refrigeración alimentadas por energía solar. 
  • Auge de los camiones multitemperatura: en años anteriores, los camiones refrigerados completamente cargados funcionaban con una sola temperatura, pero ya no. Con materiales cada vez más valiosos, biológicamente complejos y frágiles que pueden estar sujetos a regulaciones estrictas, incluidos los productos farmacéuticos urgentes y que salvan vidas, esta práctica se vuelve inaceptable. De este modo, las tendencias del transporte frigorífico se decantan a los camiones multitemperatura frente los monotemperatura. 

Próximo webinar

El transporte en frío ante un punto de inflexión

Regístrate para verlo

en directo o en diferido,

cuándo y donde quieras.

José Manuel Grela

Responsable de logística de Incarlopsa

Mariano Pérez

Front End Operations Manager de Europastry

Marina Förch

Directora Comercial de Grupo Primafrio